Packaging

Buscamos el perfecto equilibrio entre lo práctico, lo estético y lo sostenible

Buscamos el perfecto equilibrio entre lo práctico, lo estético y lo sostenible

Entrevista a Ana Pérez, Project Manager en Grupo Seripafer para la Revista INFOPACK

No es la primera vez que contamos en nuestras páginas con Grupo Seripafer (Alcoy, Alicante) compañía especializada en la fabricación, diseño y desarrollo de packaging sostenible 100% personalizado. Pero hoy queremos conocer más en profundidad a esta empresa que gestiona y fabrica todos sus envases en sus propias instalaciones: desde diseño, prototipos y preimpresión, pasando por impresión, troquelado y pegado hasta el control de calidad, manipulado, presentación y logística. Un packaging diseñado totalmente a medida siempre desde el ecodiseño, una filosofía que impregna todos los departamentos de la compañía.

INFOPACK: Para empezar, ¿Qué es Grupo Seripafer hoy y cuáles son sus líneas de negocio? ¿Cuál es su especialización?

ANA PÉREZ: Más de 40 años nos avalan como profesionales del mundo creativo, fabricando productos en varias líneas de producción: Packaging, PLV y Merchandising.

Nuestra vocación es seguir trabajando siempre desde la innovación y la mejora continua y somos expertos en el diseño y la fabricación de packaging totalmente personalizado y concebido desde el ecodiseño, el driver más reconocible de nuestra compañía. Y es que una de las grandes ventajas y que nos diferencia del resto es que en Grupo Seripafer controlamos y dirigimos todos procesos y nos hacemos responsables hasta el final de que se cumpla la normativa y la apuesta ecológica.

Además, elaboramos elementos de publicidad para los diferentes puntos de venta, material POP/POS y piezas de PLV también 100% personalizadas.

Por último, hacemos posibles cualquier idea de merchandising, el regalo promocional diseñado exclusivamente para cada campaña.

IP: Estáis en contacto constantemente con marcas de todo tipo, desde cosmética a alimentación, bebidas, parafarmacia, etcétera, y conocéis muy bien sus demandas en materia de packaging. ¿Cuáles son sus principales inquietudes, hoy en día, y cómo las resuelve Grupo Seripafer?

AP: Actualmente la tendencia hacia la sostenibilidad tanto de materiales como de procesos es fundamental. Trabajar con coherencia y transparencia con nuestros clientes en este aspecto es importante para el desarrollo de los proyectos. Igualmente incorporar acabados premium para alcanzar la diferenciación es otra de las últimas tendencias.

Contamos con una carta de materiales que abarca desde soporte ecológicos que provienen de residuos, cartones y cartulinas sostenibles con certificación FSC y plásticos 100% reciclados y reciclables, las opciones más sostenibles que existen actualmente para la fabricación de packaging.

Nuestro equipo cualificado cuenta con amplia experiencia en la industria y nuestros clientes confían en nosotros para abarcar sus proyectos de packaging desde el concepto y la idea hasta la logística, ofreciendo siempre los mejores resultados.

Cumplimos con los objetivos de sostenibilidad de nuestros clientes a través de productos y soluciones sostenibles e innovadores.

IP: Un buen packaging ayuda a vender el producto. Las marcas, sus clientes, confían en su experiencia y conocimiento para que el producto luzca y se diferencie en el lineal. Esto obliga a un convertidor como Grupo Seripafer a estar a la última en maquinaria, invertir en I+D… ¿Qué importancia tiene este apartado para su empresa y hacia dónde se va a dirigir próximamente?

AP: Sin duda conocer la última tecnología, avances y normativas es fundamental en nuestra empresa. Para ello, planificamos acciones anuales que nos ayudan a mejorar estos aspectos.

Actualmente tenemos proyectos abiertos tanto en normativa como certificaciones medioambientales que nos van a ayudar a producir mejor.

Igualmente, estamos planificando próximas inversiones para ampliar nuestra tecnología y producción, así como estamos continuamente explorando sistemas de digitalización y su transferencia a fábrica para producir de una manera más óptima.

Todo ello sin olvidar la formación continua de todos los que formamos parte de Grupo Seripafer, ya que sin duda el valor más importante que tiene cualquier empresa son las personas.

IP: Grupo Seripafer opera en un sector muy competitivo: embalajes de cartón. ¿Cuáles son los retos a corto plazo en este sector?

AP: Los retos a corto plazo hablan de sostenibilidad y consumidores que buscan en los envases información clara y accesible sobre su impacto ambiental, así como también sobre qué pueden hacer de forma personal para minimizar la huella de carbono.

A nivel empresarial, esto debe motivar a las empresas de packaging a proporcionar información ambiental de forma directa sobre la producción de sus envases y cómo aportan su grano de arena a la sostenibilidad.

Será importante ver cómo evoluciona el consumo durante 2024 e ir adaptándonos a las demandas de los clientes y el mercado a nivel internacional.

Para nosotros, la adaptación a diferentes mercados y productos es algo que tenemos interiorizado ya que trabajamos en diferentes líneas de negocio y sectores desde siempre. La agilidad y gestión del cambio es natural para Seripafer.

 IP: ¿Qué tendencias observa en los mercados en los que tiene actividad?

AP: Las tendencias de packaging varían para cada sector, siendo clave la sostenibilidad, los acabados premium y los materiales recuperados.

No podemos olvidar la funcionalidad, así como de características como resistencia, optimización del volumen, facilidad de uso, atractivo, reciclado y reciclable… Como se suele decir, el perfecto equilibrio entre lo práctico, lo estético y lo sostenible.

En cuanto al diseño, se aprovecha el propio packaging para destacar sus virtudes, indicando, por ejemplo, la procedencia de los materiales y su porcentaje de compuestos y las emisiones contaminantes que se han ahorrado u otros factores relevantes en este punto.

En cuanto a los acabados premium, las tramas, texturas o relieves activan el sentido del tacto de forma positiva. Tenemos muy presente que el diseño no solo tiene que comunicar visualmente. Muchas veces otros sentidos pueden estar a nuestro favor a la hora de generar una sensación positiva y, sin duda, el tacto en packaging es uno de nuestros mejores aliados.

En definitiva, diferentes ideas y aplicaciones que se salen de lo común. Optar por alguna de ellas te puede ayudar a obtener un resultado que sea memorable.

Y es que el packaging es el aliado clave para innovar, conectar con el comprador, crear una imagen de marca y, sobre todo, motivar las ventas.

IP: El sector del packaging requiere de una innovación constante. En este sentido, ¿Qué soluciones de packaging sostenible que minimicen el impacto medioambiental ofrecen a las empresas de este sector que apuestan por la economía circular?

AP: También tenemos que hablar de una evolución de procesos más sostenible. No solo los materiales contribuyen a la economía circular. Por eso, investigar en nuevas tecnologías y procesos que minimicen los consumos, maximicen las producciones y hacer eficiente el desarrollo de cada proyecto es la respuesta global ante el reto de la economía circular.

IP: Con todo esto nos gustaría que comentara, la frase que ya leímos a su responsable de Marketing en Seripafer, Maite Moya, que ahora cobra todo su significado: “las empresas podemos ser verdaderos agentes del cambio si adoptamos medidas basadas en la sostenibilidad y ofrecemos soluciones que tengan un impacto positivo para el medio ambiente”. Evidentemente, ello implica incorporar el ecodiseño al proceso de creación del packaging. ¿Tienen que hacer mucha labor pedagógica con sus clientes, o es algo ya asumido por las marcas?

AP: Cada vez más los clientes están más concienciados e informados de la importancia de trabajar bajo los criterios del ECODISEÑO.

Aun así, nuestra labor es informar ante los proyectos de medidas que podemos aplicar, ya que como fabricantes siempre intentaremos minimizar impacto en diseño y producción.

Igualmente, los clientes y proveedores también nos ayudan en nuestros procesos de mejora continua compartiendo nuevos desarrollos y retos que nos ayudan a mejorar

IP: Cada detalle en el packaging habla de la marca. ¿Está de acuerdo?

AP: El packaging es un elemento vital en todos los sectores, sobre todo en el destinado a la industria de la belleza.

Es un excelente punto de partida, ya que se traduce en el lienzo en blanco perfecto para compartir el mensaje sobre tu marca e influir profundamente en los estilos de vida con un diseño poderoso.

Además de crear un envase que proteja, conserve y presente el producto, hay que pensar más allá y apostar por los materiales que representen la sostenibilidad y sigan teniendo un aspecto de calidad y lujoso.

Acabados para la diferenciación como el stamping, barnices brillantes, relieves, texturas, gofrados, etcétera, y todo aquello que hará que tu producto se diferencia en el lineal a simple vista.

Las marcas actualmente están revisando sus identidades visuales y está ajustando sus comunicaciones a un código de lujo discreto y silencioso, donde el reconocimiento y la lealtad del cliente se valora desde otra perspectiva.

Estas están modificando sus elementos visuales a patrones, formas y colores sencillos que se unen a un movimiento valioso que comunica desde la singularidad. Con una fuerte posición en el mercado que pone el foco principal en el minimalismo y la sostenibilidad.

La personalización permite diferenciarse de la competencia y genera una relación más estrecha entre la marca y el consumidor.

IP: ¿Lujo y sostenibilidad pueden ser compatibles? ¿El catálogo de Grupo Seripafer ECOLOVE? World friendly Packaging va en esta línea?

AP: ECOLOVE nace de la creación de un packaging que tiene presente la innovación, el corazón y la mejora continua, proporcionando envases con resultados de un alto grado de calidad y diferenciación, que serán el elemento fundamental en el posicionamiento y crearán una comunicación perfecta e idónea del producto.

Un lujo silencioso basado en la experiencia del cliente y el mercado circular, aportando valor a los estuches más exclusivos y minimalistas.

Gracias a ECOLOVE. World friendly Packaging, nuestros proyectos cuentan con la innovación que incorpora la última tecnología; el corazón que busca alternativas y nuevos materiales cada vez más sostenibles y la mejora continua que apuesta por los acabados más premium y con menos impacto.

IP: Nos gustaría conocer su opinión respecto al auge que experimenta la impresión digital como respuesta a la bajada de las tiradas, su capacidad de personalización, su adaptación a las líneas de producción convencionales ya existentes, etcétera. ¿Cuál es la visión de Grupo Seripafer al respecto y qué pasos está dando?

AP: En Grupo Seripafer buscamos el punto de equilibrio para mejorar nuestras producciones y procesos, valorando cada puesta en marcha y sus costes/unidad.

Las nuevas técnicas digitales y las convencionales deberán convivir y pensamos que hay mercado para todas ellas.

Para nosotros es posible ofrecer soluciones combinadas, encontrando la diferenciación automatizando los trabajos rutinarios y poniendo estrategia y foco principal en trabajos creativos y sostenibles.

IP: Hoy en día, y más en el contexto actual, se ha puesto de manifiesto la importancia de mejorar los procesos de producción: ¿se aprovechan eficientemente las ventajas de las herramientas digitales para actuar como una industria 4.0?

AP: Nuestros procesos se encuentran en una constante evolución, casi diaria.

Se requieren continuamente nuevas soluciones y herramientas digitales que nos ayuden a mejorar los procesos industriales. Para ello nuestro departamento de IT trabaja en el análisis de datos y procesos en busca de la eficiencia.

Las ventajas que conseguimos son varias, desde mejoras en la productividad, donde la digitalización permite optimizar todos los procesos y reducir los tiempos de trabajo, a aumentos de la calidad, ya que la monitorización de los procesos que ofrece la tecnología 4.0 revierte en un incremento de la calidad, pues los errores se detectan antes. A ello hay que sumar el valor de una trazabilidad rápida y eficaz, donde las herramientas digitales conectadas a la nube permiten mejorar de forma sustancial un asunto clave en el sector del packaging como es la trazabilidad; o conseguir una eficiencia energética positiva, donde las modificaciones en los procesos de producción conllevan un mayor aprovechamiento de la energía.

Sin duda, digitalización y packaging se dan la mano para lograr que la industria de este sector siga creciendo y desarrollándose a partir de las nuevas tecnologías y la sostenibilidad.

IP: Por último, Grupo Seripafer asistió como expositor a la reciente feria Empack Madrid. ¿Cuál ha sido el mensaje que la empresa ha transmitido en este evento? ¿Qué valoración hace de su participación?

AP: Eventos como Empack nos permiten siempre acercarnos a nuestros clientes y que nuevos contactos nos conozcan.

Por parte de las marcas, estar en predisposición de adaptar sus envases a las nuevas necesidades sostenibles demuestra que, sin lugar a dudas, nos estamos acercando al objetico ecológico.

Formar parte de Empack siempre nos impulsa a crear nuevas sinergias con clientes que encajan perfectamente con nuestras metodologías de trabajo y nuestro plan de responsabilidad ECO.

Por ello, para nosotros Empack no es solo un evento de negocios, sino también una oportunidad para establecer acuerdos y colaboraciones a largo plazo sobre el sector.

Grupo Seripafer, situado en la localidad alicantina de Alcoy, cuenta actualmente con 60 empleados, siendo un 55% de su plantilla mujeres. La planta de producción cuenta con más 15.000 metros cuadrados.